El fracaso no es una excusa, es un proceso que trae una lección

El fracaso no es una excusa, es un proceso que trae una lección

Nosotras estamos bien puestas para el éxito, pero tenemos que estar igual de puestas para el fracaso. Cuando comenzamos algo nuevo en nuestras vidas hay una gran posibilidad de que no salga bien de la primera y eso está bien. Son los procesos que tiene la vida para enseñarnos a ser mejores, a subir de niveles, a adquirir sabiduría y ese proceso se llama fracaso. Es cuando damos par de pasos y nos caemos, cuando aprendemos que caerse duele y que tenemos que tener precaución, es cuando nos damos con una piedra o nos caemos en un boquetito, que sabemos que por ahí no debemos pasar, es cuando hacemos un mal presupuesto y nos trancamos al fin de mes que aprendemos a sacar mejor las cuentas… ¿Me sigues? si no fracasas, no aprendes, no creces, no evolucionas. Entonces, ¿por qué cuando el fracaso llega nos desmotivamos o nos quitamos? Porque mentalmnete estamos viviendo la definición de éxito que nos metieron en la cabeza, porque vamos solo con el saco de ganar y nos abrazamos a la excusa del fracaso para tenernos penita y no cambiar. La manera en la que ves el fracaso y reaccionas antes el, es lo que te hará exitosa, eso lo explica John Maxwell en su libro: El lado positivo del fracaso.
Lo que tenemos que trabajar es nuestra mentalidad y dejar de creer que porque una vez no nos funcionó, ni funcionará nunca. Tenemos que abrazar las lecciones que nos da el fracaso y crecer en sabiduría, saber que si estamos fracasando es porque lo estamos intentando, y que eso nos lleva más lejos que aquellos que aún están sentados esperando que algo pase.
No te quites aun, anota las lecciones, trabaja con tu mente, define lo que es exito para ti, no tengas miedo, mantén el enfoque.
Back to blog